• Redacción Marca Poder

OSCE ADVIERTE CONTRATACIONES DE HIJOS DE MINISTRO FRANCKE CON EL ESTADO


NO SE SALVA. El ministro de Economía, Pedro Francke, tampoco se salva de las acusaciones que lo vinculan con familiares directos que contrataron con el Estado, luego de que asumiera en el cargo.


Esta vez, se trata de su hija Teresa Charo Francke Rojo y su hijastro Alejandro Martin Mirones Mendoza, ambos realizaron trabajos con entidades del Estado.


Según el pronunciamiento del Organismo Supervisor de las Contrataciones del Estado (OSCE), el proveedor Mirones Mendoza, realizó dos contrataciones como persona natural con el Ministerio de Educación (Minedu), el 29 y 30 de setiembre por la suma de S/ 6 000 Y S/ 3 000, respectivamente.


Teniendo en cuenta que su hija Francke Rojo, es socia de la empresa El Programa Apollo S.A.C, donde posee el 33% de las acciones. El 18 de agosto prestó servicios a la Empresa Municipal Inmobiliaria de Lima SA, por la suma de S/ 5 500 soles.



Para ello, Pedro Francke, se pronunció través de un comunicado descartando cualquier tipo de intromisión en las contrataciones que se realizaron. Por ello, aseguró que tanto su hija como su hijastro, “han tomado las acciones necesarias para corregir lo sucedido”, señalo a RPP.


“El hijo de mi esposa, brindaba servicios al Ministerio de Educación desde antes de las elecciones. Estaba contratado bajo órdenes de servicio por tratarse de contrataciones por un monto menor de 8 UIT y no bajo un contrato laboral. Siendo así, sus dos últimas contrataciones se produjeron siendo yo ministro de Economía y Finanzas”.


Según Francke, su hijastro ha solicitado al Minedu, declarar nulo las ordenes de servicio “emitidas a su favor y ha procedido a realizar la devolución de los dos últimos pagos, de S/3 000 cada uno”.


Otro es el caso de su hija, quien habría renunciado a la empresa en julio de este año, pero nunca lo reportaron a tiempo.


“La gerenta general de la empresa Programa Apollo SAC ha reportado esta situación a la entidad contratante y ha solicitado el inicio del procedimiento de nulidad de la orden de servicio vigente, y ha devuelto el monto de S/. 5,500 que había recibido como pago por el servicio contratado”.


Fuente Caretas